Inicio

Chávez, su Gran Batalla Contra el Cáncer y el Futuro de Venezuela

Caracas, Venezuela – Sus seguidores se lanzaron a las calles para apoyarlo y las autoridades se apresuraron a aclarar que a pesar de la ausencia por su enfermedad no ha dejado de estar al mando del gobierno, pero analistas y opositores opinaron que el manejo oficial de la situación ha provocado zozobra e incertidumbre.
Chávez, de 56 años, reconoció en Cuba, donde permaneció desde el 8 de junio, le extirparon un tumor con células cancerígenas en la región de la pelvis.

Entre consignas como "pa' lante comandante" y "uh, ah, Chávez no se va", decenas de seguidores del mandatario se concentraron en la céntrica Plaza Bolívar para expresarle su apoyo y rogar por su pronta salud.
"Me siento bastante triste...tengo fe en Dios que él va a recuperarse", dijo compungida Carmen González, una técnico de un laboratorio clínico privado de 57 años.

El vicepresidente Elías Jaua descartó que se vaya a declarar una "ausencia temporal" de Chávez mientras se recupera del cáncer.

"El presidente de la República Bolivariana está al mando del gobierno en Venezuela. Nunca ha dejado de estarlo, lo está y lo seguirá estando; por lo tanto no vale la discusión de delegación de competencias", indicó.

Tras ganar las elecciones presidenciales de 1998, Chávez fue reelecto en el 2000 luego de unos comicios generales que se hicieron en el país luego de la aprobación de una nueva Constitución. En diciembre del 2006 el líder izquierdista logró una segunda reelección que le permitió extender su mandato hasta febrero del 2013.

Según Jaua, la Constitución "le da al vicepresidente de la República la facultad de coordinar el gabinete ejecutivo y cooperar en la acción de gobierno".

El secretario ejecutivo del bloque opositor denominado "Mesa de la Unidad Democrática", Ramón Guillermo Aveledo, cuestionó el manejo oficial de la situación.

"El gobierno no nos respeta cuando dice que está funcionando normalmente, porque no está funcionando normalmente, y ellos lo saben. Y nuestro aporte tiene que ser para que ese funcionamiento normal se restablezca", dijo en rueda de prensa.

Dijo que Chávez puede enfermarse y recuperarse, pero que "no tiene derecho" como presidente "a mantener en zozobra, a mantener en inquietud, al mantener al propio gobierno suyo en una situación que es indeseable a la hora de resolver los problemas nacionales".

El historiador Agustín Blanco Muñoz, quien escribió un libro sobre Chávez, admitió que el complicado estado de salud del mandatario traerá "incertidumbre" al país puesto que en sus doce años de mandato el líder venezolano, al que califica como "caudillo", se encargó de desmontar todo el sistema institucional del país y concentrar en sus manos grandes poderes.

"El (Chávez) no se va a resignar. Simplemente los caudillos no se resignan a dejar el mando-poder porque...se sienten que son elegidos, que son los supremos, que son los llamados. El tiene una misión que cumplir", dijo.

Aunque la dirigente oficialista Cilia Flores aseguró esta semana que Chávez seguirá como candidato del oficialismo para optar a una tercera reelección el próximo año, el presidente de la encuestadora Datanálisis, Luis Vicente León, dijo que es difícil hacer un pronóstico al respecto.

León declaró que para un Chávez enfermo puede ser "un poco más agotador el ir a la campaña, pero eso no quiere decir que no puede ir".

"A lo mejor se lo puede ver un poco más disminuido, pero intentarán que no se note. Lo intentarán a través de la compensación que le da el poder, la compensación de recursos, la compensación de medios, la compensación de campaña", afirmó.

El escritor y periodista Alberto Barrera Tyszka, que escribió una biografía del mandatario junto a su colega Cristina Marcano, consideró remota la posibilidad de que Chávez pueda delegar la dirección de su proceso revolucionario o una candidatura presidencial en algunos de sus estrechos colaboradores como el canciller Nicolás Maduro, o su hermano mayor y gobernador del estado suroccidental de Barinas, Adán Chávez.

"La presencia de él (Chávez) es tan invasiva. Es un tipo que no tiene un solo líder al que deja heredado. Que descalifica públicamente a sus ministro", expresó.

Para Barrera, no hay a la vista ningún heredero político para Chávez. Dijo que los seguidores del mandatario "están muy fraccionados", y esa situación podría hacer muy complicado para cualquier heredero político el manejo del proceso chavista.

Médicos consultados describieron el absceso como una dolencia caracterizada por una concentración de pus en la parte más baja del abdomen, que en el caso de los hombres suele originarse por una diverticulitis que se rompe, problemas rectales, cáncer de recto, fístulas rectales o afecciones de la próstata.

Aunque Chávez no precisó donde tiene el cáncer, el médico Michael Pishvaian, especialista del Centro de Cáncer Lombardi Comprehensive de la Universidad de Georgetown, dijo que "estadísticamente, lo más probable es que sea un cáncer colorrectal".

Pishvaian indicó que el proceso de recuperación del mandatario dependerá del tipo de cáncer y del estado en que se encuentre la enfermedad.

DUDAS E INCERTIDUMBRE. El reconocimiento de Hugo Chávez de que padece de cáncer acrecentó las dudas sobre si el “flamante” presidente venezolano podrá superar la enfermedad con miras a las elecciones del 2012, y las repercusiones que se podrían registrar en el país sudamericano, agobiado por severos problemas económicos, una delincuencia que da horror y una crisis eléctrica.